¿Cómo analizar el plan de estudios de una carrera?

¿Qué es el plan de estudio de una carrera y cómo analizarlo?

Si has llegado a este artículo es muy probable que te estés preguntando qué es el plan de estudios de una carrera y cómo analizarlo. Este es un paso muy importante para tomar la decisión sobre qué estudiar. Pero tal vez, en este momento, no cuentes con las herramientas necesarias para comprender el plan de estudio. Es por ello que esta entrada de blog estará dirigida particularmente a contarte un poco sobre cómo comenzar a investigar las diversas careras universitarias que te interesan. Así podrás leer y comprender cómo se desarrollará a lo largo del cursado. Este conocimiento es sumamente necesario, por lo que te recomendamos que lo tomes en serio y le dediques un buen tiempo a la indagación.

Te contamos nuestra anécdota personal sobre el plan de estudios

Siempre me gustó leer y escribir. Mi asignatura preferida durante toda mi educación (primaria y secundaria) había sido lengua y literatura. Pero, al momento de elegir mi carrera universitaria, la verdad es que no deseaba estudiar un Profesorado o magisterio en esta área, ya que realmente la pedagogía no era lo mío. Como no me tomé el tiempo a investigar otras opciones, terminé ingresando en Arquitectura (lo sé, completamente inesperado).

Al cabo de tres meses dejé esa carrera, debido a que claramente no era lo mío. Una vez que abandoné Arquitectura me pregunte: y ahora, ¿qué estudio? De verdad quería estudiar algo que me gustase, por lo que, recién en ese momento, empecé a indagar la página de la Universidad a la que asistiría, a revisar las propuestas que se desprendían de cada Facultad. Y allí fue que, en la Facultad de Filosofía y Humanidades, en la Escuela de Letras, encontré una hermosa carrera llamada Letras Modernas, y me enamoré completamente de su plan de estudios.

¿Se entiende la importancia de hacer estas investigaciones? Yo, que desconocía en su totalidad la existencia de esa carrera, si no me hubiese puesto a investigar, tal vez nunca la hubiese encontrado.

Entonces, si buscás elegir una carrera de manera acertada o comparar distintas opciones, tenés que invertir horas y lecturas a estos elementos que son parte de la vida universitaria y académica en general. Esto permitirá que no tomes decisiones apresuradas o sin tener la información necesaria para tomar una decisión. Igualmente, de los errores se aprenden. Nunca es tarde para cambiar de carrera, pero es probable que lamentes la situación o sientas que has perdido el tiempo, aunque haya ganado algo en experiencia. Entonces, empecemos con este artículo. Aquí te contaremos sobre los planes de estudio, qué son y cómo analizarlos. Además, te hablaremos sobre las ferias educativas y de muestras universitarias, y algunas diferencias entre universidades y cuestiones relevantes.

¿Qué es un plan de estudios y cómo analizarlo?

Te contamos qué es un plan de estudios y cómo analizarlo

 

Comencemos, entonces, por el principio. Un plan de estudios es un modelo o programa que sigue una institución para orientar y asegurar el proceso de enseñanza y aprendizaje de la titulación y también de cada asignatura. En el plan de estudios te posibilita conocer, no solo el orden de las asignaturas, sino también las condiciones para obtener el tan ansiado título.

El plan de estudios incluye una descripción general sobre la carrera y de su alcance. Los modos del proceso de aprendizaje educativo, las descripciones generales básicas de las materias troncales, las materias específicas del programa y las opcionales de aprendizaje. Además, un plan de estudios incluye un esquema o mapa de los cursos, los perfiles de los egresados, las posibilidades de puestos de trabajo y los docentes que dictan las asignaturas.

Si tenés dudas luego de haber visto eso, podés hablar con diferentes personas que hayan estudiado lo que pretendes estudiar. La experiencia de los otros es un buen parámetro, pero no te dejes guiar por una sola voz. Es óptimo que le preguntas a una variedad de personas para que, a partir de sus experiencias, puedas formarte una idea de lo que te espera y, con ello, poder determinar si esa carrera verdaderamente es de tu interés o qué puedes pretender de la misma.

Ahora es el momento de analizar el programa o plan de estudios de la carrera que has seleccionado. Para ello necesitás tener una visión completa y precisa de la carrera en la que está pensando. Conozco a mucha gente que va a la universidad, pero realmente no sabían qué implicaba la carrera en la que se anotaron y solo la eligieron por el nombre (similar a mi anécdota personal).

Claves para analizar un plan de estudios

El primer punto clave es, entonces tener una visión global de los cursos y asignaturas que se plasman en el plan de estudios. ¿Y qué es una visión global sobre la carrera que elegirás? Entonces, primero necesitás entender qué es. En todos los planes de estudio se puede ver una descripción general y amplia sobre la carrera. Podés empezar a leerla, para asegurarte que verdaderamente podés comprender de qué se trata en general con esta descripción.

El segundo punto es la duración. También debes conocer la duración de la carrera que elegirás para que puedas incluirlo y considerando en tu plan de vida profesional o personal. Hay licenciaturas de 5 años, profesorados de 4 años, tecnicaturas de 3 o 4 años. Como así también hay otras que duran al menos 10 años o más. El ejemplo más conocido de ello es la carrera de medicina.

El punto clave número tres son las asignaturas y sus detalles. Como mencionamos, en numerosos casos las personas no revisan con antelación los planes de estudio y solo miraban las características generales y la duración de su título, pero tendían a saltarse asignaturas. No tenés que conocer la totalidad de las materias y sus componentes de memoria ni nada por el estilo, pero tomate el tiempo para leer cada tema incluido en tu plan de estudios.

Te garantizo que podés tener una mejor idea de lo que estudiarás el día de mañana si prestas atención a estas cuestiones. A medida que avanzás en este análisis, es hora de asegurarte de que al menos setenta u ochenta por ciento de las asignaturas son de tu interés y te despiertan curiosidad. Es difícil que el plan de estudios sea acorde a lo que buscás en un 100%, pero intenta al menos el 70%, esto te mantendrá motivado durante la mayoría del camino hacia la titulación.

¿Qué debo hacer para tener estos detalles? Te recomendamos que imprimas los programas y revises los temas que te interesan (si no sabes cuáles son o de que tratan, ¡Tenés que investigar!). Cuando termines con ello, considera todas aquellas materias que te parecen interesantes e indaga sobre aquellas que aún te presentan dudas. Si descubres que muchas asignaturas te son desconocidas, tomate tu tiempo para investigar y saber, en líneas generales, de qué tratan.

Estructura curricular de una carrera

En lo que respecta a la estructura curricular de la carrera, la cual se conforma en el plan de estudio, se van a poder identificar una serie de elementos que es necesario definirlos para que los tengas en cuenta a la hora de analizar los planes seleccionados:

Dedicación: acá vamos a poder identificar si las materias se cursan todo el año (anuales) o si se cursan un cuatrimestre (cuatrimestrales). En el caso de estas últimas, en la mayoría de los planes de estudio se especifica en qué cuatrimestre se cursan.

Correlatividades: se refiere a que al momento de cursar o rendir el examen final de una asignatura, todas las materias que sean de las mismas deben estar cursadas o aprobadas según corresponda. En el plan de estudios, se especifica qué materias son correlativas entre sí.

Optativas: en algunas carreras y universidades, para poder obtener la titulación durante la cursada, uno debe cursar algunas materias optativas, que son asignaturas que poseen un valor agregado a la formación académico – profesional. En el plan de estudios, se identifica cuáles son esas materias, la cantidad y el año a cursarlas.

Carga Horaria: dependiendo la universidad se especifica si son semanales o totales.

Título Intermedio: se refiere a un diploma que avala los conocimientos, habilidades y aptitudes académicas adquiridas en un tiempo más corto que las carreras tradicionales. Muchas carreras universitarias cuentan con esta oportunidad, al término del segundo o tercer año de cursada. La formación y el aval técnico que otorgan son equivalentes al nivel técnico (como los de los institutos terciarios) y habilitan para ejercer la profesión hasta un cierto nivel profesional. El beneficio principal que representan los títulos intermedios es el ingreso rápido al mundo laboral con el respaldo académico de tus conocimientos.

Orientaciones: se refiere a la especialización y al alcance del título con el que uno se recibe. En algunas carreras y universidades, a partir de tercer o cuarto año de la carrera, uno tiene que elegir en qué quiere especializarse. Por ejemplo, uno se recibe en Licenciado en Comunicación Social con orientación en periodismo.

Tesis: en algunas carreras universitarias es requisito para alcanzar la titulación el hacer un trabajo de investigación (Viaedu, 2019, s/p).

Por otra parte, es necesario que sepas que los planes de estudio pueden ser diferentes de acuerdo a las universidades. Así que una vez que tengas definido qué quieres estudiar, es importante que revises los planes de las universidades a las que decidas aplicar.

Diferencia de los planes de estudios entre Universidades

¿Cómo analizar un plan de estudios?

 

La diferencia entre universidades también es un tema que debes considerar. Por lo que, si medianamente ya te has decidido por una carrera, ahora es necesario que compares los planes de estudio de aquellas universidades que te interesen. Ya que aunque sean similares, también presentan diferencias. Los planes de estudio no son lo mismo en todas partes, así que realmente tendrás que pensar en dónde quieres estudiar. El desarrollo de las asignaturas varía mucho según el plan de estudios y de cada universidad, debido a que no es lo mismo si son privadas o públicas, por ejemplo.

Por lo tanto, no importa qué tan clara tengas la decisión acerca de la carrera, debes revisar los currículums de las posibles universidades a las que estás considerando postularte. También debes conocer el nivel de estudios de las diferentes universidades. Consejo: buscá un programa de grado específico, no solo te guíes por la reputación de la universidad. No todos los programas de la misma carrera son de la misma calidad o reconocidos en todo el mundo. Es óptimo que puedas hablar con algún coordinador de carrera para aclarar cualquier inquietud que puedas tener durante tu investigación.

La Universidad debe cumplir con tus expectativas

Por ejemplo, podés revisar si tiene:

-Centros de intercambio.
-Oportunidad de aprender otros idiomas.
-Docentes.
-Tarifas y becas disponibles.
-Tamaño de la escuela.
-Ubicación geográfica.
-Convenios con otras instituciones.
-Otros beneficios.

Ferias de educación universitaria

Ciertamente es posible que en algunas materias escolares los alumnos del último curso de secundaria sean invitados a diversas ferias de educación universitaria. Ahora es el momento perfecto para hacer todo tipo de preguntas sobre las carreras en las que estás interesado. Lo cierto es que Internet también es un gran recurso para encontrar todo tipo de datos e información sobre este tema. Pero podés aprovechar para interactuar con personas que están en tu misma situación y con personas que ya tienen una visión de experiencia que puedan compartir contigo. Esto te permitirá aprender los conceptos básicos de la profesión que te interesa y enfocarte en las habilidades que necesitarás desarrollar para avanzar en la misma.

Otro de los puntos que tenés que tener en cuenta es el de las salidas laborales. Si luego de haber revisado todo el plan de manera detallada como te explicamos y has descubierto que verdaderamente estás interesado en estudiar la carrera seleccionada, es hora de averiguar el alcance y la salida laboral de la misma. Para ello, te sugerimos las siguientes actividades: Ir a la universidad para investigar los trabajos que ofrecen con relación a tu área de interés. Investigar trabajos actuales en Internet que se relacionen con la misma.

Buscar en las distintas bolsas de trabajo para ver cómo es el ejercicio de la actividad en tu ciudad o región. Esto es para darte una idea de lo que podría encontrar cuando te recibas. También podés ver el salario y las actividades que realizás en los distintos puestos en los que podrías desempeñarte. Entrevista a personas que han trabajado en esta profesión o que se han graduado de la carrera. Esta es una de las mejores maneras para informarte, pues nada mejor que aquellas personas que tienen la experiencia del mundo real para contarte y aproximarte a la situación. Contarte qué leer, qué estudiar, dónde comenzar pasantías, y demás cuestiones referentes a tu formación y futuro.

Por último…

 

Con esto finalizaremos este artículo. Como has podido observar, el análisis del plan de estudios es una tarea sumamente importante para elegir finalmente la carrera universitaria a la cual dedicarás una importante etapa de tu vida. Te proponemos que lo hagas con tiempo y detalladamente, y leas cada punto del plan para despejar la mayor cantidad de dudas posibles. No obstante, siempre puedes consultar con un asesor vocacional o realizar test de orientación vocacional si, llegado el momento, aún no te decides. Descuida, si bien elegir una carrera universitaria es una decisión importante, no es algo definitivo, es decir, de no sentirte seguro siempre puedes optar por un plan B.

Te ayudamos con tus proyectos académicos

En Tesis y Másters tenemos como objetivo ayudarte a cumplir tu meta académica. Por esto creamos un servicio de asesoría profesional para estudiantes universitarios. Contamos con un equipo de más de 500 profesionales para todas las áreas, expertos en investigación y redacción. Si estás por empezar una carrera universitaria, un posgrado o especialización ya sabés que podés contar con nosotros para la realización de todos tus proyectos universitarios.

Nos adecuamos a tus fechas de entrega y te aseguramos que como resultado obtendrás un trabajo de calidad, respaldado por informes antiplagio de Turnitin.

Pedí un presupuesto sin compromiso

No te quedes con la duda, completá el formulario y un asesor te contactará a la brevedad para darte un presupuesto sin compromiso.

Formulario
País de procedencia
Fuente de Posible cliente
Nombre*
Email*
Teléfono*
Tipo de Proyecto
¿Cómo podemos ayudarte?
Usted consiente, a través de la marcación de la presente casilla, el tratamiento de sus datos con las finalidades descritas en la  Política de privacidad